Izanagi

Una de las deidades que nace de las siete generaciones divinas de la religión nativa de Japón (sintoísmo) y en la mitología griega es Izanagi, llamado también Kojiki o Izanagi-no-mikoto, que quiere decir “el hombre que invita”.

Izanagi dios de la creación

Para empezar, la tierra estaba sumida en un completo desastre, no existía el orden, por esta razón los dioses supremos ordenan a Izanagi y a Izanami a poner orden en la tierra, para lograr este cometido se les fue entregado una lanza enorme muy decorada.

Izanagi junto a su esposa Izanami, diosa de la creación y de la muerte se colocan en el puente que está en el cielo y con su lanza comienzan a la creación de numerosas islas, también crearon a varios dioses y antepasados de Japón.

Ambos son considerados los dioses de la creación puesto que fueron los primeros en aparecer luego de varias generaciones.

Kojiki intentó salvar a Izanami del inframundo (el Yomi), cuando dando a luz moría, pero fue un intento fallido.

Sus 3 hijos

Los tres hijos principales de este dios fueron engendrados en el rito de limpieza luego de su regreso.

La diosa Amaterasu nació del ojo izquierdo, ésta nació siendo la diosa del sol. Del mismo modo, Tsukuyomi nace del ojo derecho y viene siendo el dios de la luna.

Por último, Susanoo fue el dios de las tormentas y tempestades que se engendró de la nariz del mencionado dios.

Historia de Izanagi e Izanami

Según cuenta la historia de estos dioses japoneses, que Izanagi siendo demasiado curioso mira a su esposa antes de tiempo, logrando observar el estado monstruoso e infernal de ésta, ella se avergüenza y enfurecida por esto le persigue para matarlo.

Esta historia tiene cierta semejanza con la leyenda griega de Orfeo y Eurídice, aunque con ciertas diferencias significativas.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…