Dioses Aztecas

El conjunto de Dioses Aztecas protagonistas de las más profundas creencias de aquello que conocemos como mitología azteca, corresponde a una cifra que supera algo más de 100 deidades entre femeninas y masculinas, las cuales eran objeto de grandes honores y profundo respeto, pues se consideraba que de su buen o mal humor dependía la llegada de los desastres naturales.

Puesto que geográficamente podemos ubicar a la civilización azteca en los terrenos que actualmente llamamos México y más exactamente en la isla mayor del lago de Texcoco, este país se queda con el importante logro de albergar el nacimiento de importantes culturas pues recordemos que por allí también pasaron Los Mayas, Los Olmecas y Los Incas.

Los principales dioses aztecas

Lo cierto es que la jerarquía otorgada a los dioses aztecas ha resultado bastante compleja de comprender, por lo que muchos han optado por quedarse con la idea de que estas entidades divinas obedecían a aspectos que comprendían tanto variadas funciones (fertilidad, protección…) como a elementos naturales con el objetivo de procurar la armonía de la existencia en la tierra.

Al ser una sociedad politeísta que siempre y a pesar de su carácter guerrero buscaba el equilibrio, las divinidades aztecas más importantes se clasifican en dos categorías principales.

  1. Dioses del cielo: por regla general habitual corresponden a los más antiguos
  • Quetzalcóatl: protector de sacerdotes y mercaderes, es comparado con un tipo de mesías por el mito que aseguraba que regresaría a la tierra. Popularmente muchos se refieren a él como serpiente emplumada.
  • Tezcatlipoca: se le considera el rey del cielo, de la tierra y de la protección del hombre, llamado también espejo humeante, era el preferido de los jóvenes guerreros para solicitar ayuda.
  • Huitzilopochtli: es el imponente dios del sol y la guerra, corresponde al conquistador del medio día y en ocasiones se refieren a él como colibrí zurdo, se le asigna un carácter violento.
  1. Dioses de la tierra: son un poco más cercanos a las necesidades específicas de la sociedad.
  • Tláloc: dios de la lluvia, el rayo y la fertilidad, hace posible que las cosas broten de la tierra, en su honor se sacrificaron cientos de mujeres y niños.
  • Xipe Tótec: señor de la abundancia, de los orfebres, de la primavera, la agricultura y del maíz tierno, se le reconoce como parte masculina del universo.
  • Tlazolteotl: diosa de la luna y del amor, se le relaciona con el buen o mal comportamiento.
  • Otontecuhtli: dios del fuego que asimismo guarda relación con los cuatro puntos cardinales.

Sobre los dioses aztecas

A raíz de que la supervivencia del cosmos era tan relevante para los aztecas y de que entendían que para ello era imprescindible el sacrificio humano, se pensaba que sus dioses tenían constantemente sed de sangre y por lo tanto los prisioneros de guerra, esclavos y voluntarios entregaban sus vidas en ceremonias organizadas en honor de las divinidades.

Con la intención de vencer por siempre la oscuridad, el dios del sol definitivamente tenía especial prioridad en la mitología azteca, es por ello que gustosamente se le ofrecía la sangre humana, pues este tipo de sacrificios eran lo menos que los aztecas consideraban que podían hacer a cambio de garantizar que todo se mantuviera bien.

Ciertamente la dualidad es un rasgo que se repite en algunas deidades, es entonces cuando es posible encontrarse con dioses que comparten características femeninas y masculinas. En cuanto al aspecto físico se mantiene una combinación que integra atributos de animales, plantas y seres humanos, llama la atención el lado artístico involucrado en la concepción visual de estas entidades divinas, algo que evidentemente expresa mucho del sentido estético de esta civilización.

 

Tlaloc, dios azteca de la lluvia

Tlaloc dios azteca de la lluvia, hace parte de los dioses aztecas de la tierra, siendo muy conocido por su ...
Leer Más
Dioses Aztecas
5 (100%) 1 vote